Gestionar proyectos de forma ágil con Scrum
6 septiembre, 2022 Innovación Empresarial

Gestionar proyectos de forma ágil con Scrum

El mundo ha cambiado y los contextos empresariales no han quedado impasibles ante esta nueva realidad.

Clientes, empresas y profesionales requieren de nuevas formas de hacer las cosas con el objetivo de poder seguir adquiriendo y aportando valor desde cada una de sus esferas de influencia. En este nuevo paradigma las metodologías ágiles se posicionan como un elemento clave para caminar con paso seguro ante los cambios y nuevas necesidades que el mercado requiere.

De entre toda la amalgama de marcos y contextos ágiles que existen en la actualidad, Scrum se posiciona como un referente que ya es utilizado en multitud de empresas de todo tipo de sectores y que ha demostrado su capacidad para revolucionar la forma de trabajar y  resolver proyectos.

Es importante desterrar la idea errónea de que Scrum solo es útil en los contextos tecnológicos y de desarrollo de software.

Si bien su nacimiento se produjo en este tipo de escenarios, la realidad rebate este argumento ya que cada vez son más las empresas del ámbito educativo, textil, bancario o logístico que funcionan con este tipo de metodologías obteniendo unos resultados muy positivos.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es publicacion-colorida-alto-angulo-computadora-portatil_23-2149362875-2-683x1024.jpg

Un cambio de paradigma el que nos propone este marco de trabajo o framework en el que debemos abandonar los planteamientos tradicionales para abrazar nuevas formas de relacionarnos con el cliente, de entender la forma en la que gestionamos el proyecto y sobre todo, la forma en la que nosotros, como profesionales, vamos a interaccionar con el propio proyecto, con el resto de compañeros y con la empresa.

Atrás quedan las entregas únicas de valor al cliente a la finalización del proyecto, la escasa o nula comunicación entre todas las partes implicadas o la falta de flexibilidad para introducir cambios si así lo considera conveniente el equipo, el cliente lo solicita o el propio ecosistema en el que se desarrolla el proyecto así los recomienda.

Para poder comenzar a trabajar en este framework es necesario conocer una serie de planteamientos, normas de funcionamiento, roles o procesos de trabajo con el fin de que apliquemos correctamente su filosofía y que tanto equipos como clientes puedan percibir un cambio en la forma de hacer las cosas.

Entender Scrum en su totalidad requiere no solo un cambio en como hacemos las cosas si no también en la propia mentalidad de la organización, desde la alta Dirección hasta la última incorporación.

Aprender este nuevo marco de trabajo interiorizando sus roles, técnicas, herramientas o eventos nos aportará las claves necesarias para llevar a los equipos al siguiente nivel en el que tanto su compromiso como su capacidad de autoorganización y autogestión se vean reforzadas generando espacios con mayor empoderamiento, autonomía y sobre todo y lo más importante, generadores de mayor valor tanto para ellos mismos como para la empresa y el cliente.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es disenadores-graficos-reunion_1170-2002-1-1024x682.jpg

Para ello resulta clave que en un primer momento realicemos un acercamiento al concepto de metodologías ágiles, analizando sus fundamentos, el contexto en el que se ha desarrollado y como de implementada se encuentra en al actualidad en las organizaciones.

Posteriormente podremos avanzar definiendo conceptos como los valores o los pilares de Scrum, cuáles son los roles que lo componen y qué papel juega cada uno en el desarrollo de los proyectos.

Seguiremos con las ceremonias o eventos que es preciso realizar para su correcta implementación o las herramientas o artefactos que nos servirán de ayuda y guía y que facilitaran el trabajo.

Todo ello culminará con la adquisición de una serie de conocimientos relacionados con la terminología propia de Scrum que debemos conocer para desenvolvernos adecuadamente en proyectos que funcionen bajo este framework.

Sprint, Product owner, Scrum Master, daily meeting, incremento o Product Backlog son solo algunos de los elementos clave que desde este momento formarán parte de nuestra forma de proceder y de cuya correcta comprensión y aplicación va a depender en gran medida que Scrum funciones correctamente.

La formación que desde Habilon Learning hemos desarrollado te aportará una primera aproximación al framework Scrum con el fin de que puedas familiarizarte con sus conceptos, entender su forma de plantear el trabajo y la gestión de los proyectos y sobre todo, valorar los múltiples beneficios que su puesta en marcha podría generar en tu organización.

Alejandro Duran

http://www.alexdurana.com/

«

Archivo